Sport
Entrevistas / Artículos

Desirée Ndjambo

Fecha: 23/04/2007 2:00 C. Barrio / R.B. Lizarraga

Empezó con el Tiempo y ahora se dedica a la velocidad. Podría parecer una experta en física, pero realmente lo es en físico y, sobre todo, en profesionalidad. Lo ha demostrado en el Canal 24 horas y en los ‘Desayunos’ de TVE. Pero su gran premio ha sido presentar el mundial de motociclismo con Ainhoa Arbizu.

Pablo Vázquez

23/04/07

—¿Ha conocido a alguien que pronuncie bien su apellido?

—Sólo una persona en toda mi vida. Fue en el instituto, un profesor de matemáticas que me dejó flipando. Al final de la clase vino a hablar conmigo y resultó que era español pero había nacido en Guinea, como mi familia paterna.

—¿Pablo Motos fue su referente en el mundo del periodismo?

—No es mi estilo. Más que tener una figura referente, mi pasión por la televisión viene desde pequeña porque mi padre trabaja en TVE y es el mundo que he mamado.

—¿Cuál ha sido la carrera más importante de su vida?

—Desde que empecé en el informativo territorial de Madrid, pasé a los ‘Desayunos’ y llegué a las motos, no he parado. Ha habido mucho aprendizaje y mucho trabajo. Ésa ha sido mi mejor carrera.

—¿En el mundo de la televisión ha ido a rebufo o se ha encontrado el viento de cara?

—Al principio iba a rebufo. Cuando eres joven, quieres hacerlo todo muy deprisa, avanzar rápido. Ahora estoy más calmada.

—¿Tener buenas curvas es importante para presentar un programa de motos?

—No. Está claro que cada día es más importante la imagen, no sólo en el mundo de la televisión, sino en el día a día. Pero hay que tener conocimientos y experiencia profesional. Yo lo que quiero que se piense es: “Desirée tiene una buena presencia, pero es una tía que sabe hacer su trabajo”.

—¿Su vida va sobre más de dos ruedas?

—Últimamente sí.

—Presentó el tiempo antes que las motos. ¿Se avecina una temporada borrascosa para Pedrosa?

—¡Que va! ¡En absoluto! Va a ser soleada y con viento a favor.

—¿Qué piloto le pone como una moto?

—Estoy empapándome mucho de mi trabajo y no tengo tiempo de pensar quién me pone como una moto. Aún no lo tengo claro. En general son muy jóvenes, así que creo que ninguno.

—Pero con alguno le gustaría ir de paquete…

—Si tuviese que elegir, sería con Valentino Rossi.

—¿Los hombres, cuanta más cilindrada, mejor?

—En los hombres no todo es cuestión de cilindrada. También es importante la carrocería y la gasolina que llevan.

—¿Para cuando un París-Malabo?

—Lo voy a proponer. Me encantaría que Guinea tuviera mayor repercusión internacional.

—¿Ha probado a meterse la melena dentro de un casco?

—Sí, y cabe. Ocupa todo, va presionado, pero es como un airbag más.

—¿En el mundo de las motos, los pelotas son los que chupan rueda?

—No he conocido a ninguno. Pero también es cierto que sólo llevo un test de Jerez y dos grandes premios.

—¿Qué es más difícil, pillar a un piloto en boxes o en boxers?

—En Quatar los veía a todos en calzoncillos. Cogí una infección en los ojos y tenía que ir al gabinete médico para que me pusieran gotas dos o tres veces a día. Y era donde les daban los masajes a los pilotos.

  • ¡Compartelo!
  • twitter
  • delicious
  • facebook
  • compartir por mail

Publicidad

Publicidad

Publicidad