Sport
Opinión / Carta del director
Puigdemont propone delinquir, mentir... Cualquiera le deja la educación de los hijos

Boca a boca

Fecha: 04/12/2017 Alberto Pozas
  • Valoración
  • Actualmente 5 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 5 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

Si alguien me pregunta hace un mes sobre  el estado político de Puigdemont, habría respondido que “desahuciado”. Según se acerca el 21-D, la percepción cambia, y no por méritos del ex president. Parece imposible que un señor en abrigo acudiendo a la ópera en Bruselas, pegando cuchilladas a las propias instituciones europeas, reconvirtiéndose en un antisistema de peluquería cara, se erija ahora en adalid de una realidad paralela. Pero la política catalana da, últimamente, para mucho. Y nos ofrece un Puigdemont revivido, muy recuperado de la patochada de ofrecer antes del 1-O una amnistía a todos los que le ayudaran a delinquir. Ahora, autoriza a quienes compartieron Govern con él a que hagan lo que sea necesario, supongo que incluso mentir, para abandonar la cárcel. Es un genio: delinquir, mentir... Cualquiera deja en sus manos la educación de los hijos. Lejos de jugar en su contra, parece que esa imagen de líder iluminado le está viniendo bien, y del desahucio político ha llegado a considerarse el único president pasado, presente y futuro, digan lo que digan las urnas. Lleva hasta el paroxismo un principio político: “Habla bien de ti mismo, que luego la gente no se acuerda dónde lo ha oído”. Y ahí está él, sin abuela.

El problema es que otros rivales colaboran con esta situación. El peregrinaje a Bruselas aprovechando el puente de la Constitución (tiene coña) será de exaltación del autoexiliado, pese a que quienes lo han movido se encontrarían más cómodos con cualquiera de los demás líderes independentistas. Además, Puigdemont, casi tan astuto como Mas, se ha arrogado el papel de única víctima del artículo 155, y ha acuñado un término, “el tripartito del 155”, para referirse a PSC, Ciudadanos y PP sin gastar demasiada saliva, que hay que ahorrar. A esta guerra de astutos ha respondido Pablo Iglesias con otra iniciativa: llevar al Constitucional ese artículo, haciéndole la campaña gratis al ex molt honorable y ocultando su propia campaña electoral, más centrada en la agenda social y en las necesidades de los catalanes que en el bucle independencia-Constitución. Algunos le están haciendo el boca a boca a Puigdemont.

  • ¡Compartelo!
  • twitter
  • delicious
  • facebook
  • compartir por mail

Comentarios recientes

No hay comentarios

Añade tus comentarios
  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Publicidad

Publicidad

Lo +

Lo más leído

Lo más valorado

Lo más comentado