Panorama / Artículos

El club del Ibex 35

Fecha: 25/01/2010 1:00 Cristina Garrido ico favoritos Añadir a favoritos
  • Valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

Una decena de familias y otra de empresarios llevan las riendas de la mayoría de las empresas del Ibex 35, el índice que agrupa a las compañías españolas con más liquidez y valor en Bolsa.

Inversores tradicionales como los Entrecanales (dueños del 59 por ciento de Acciona), Villar Mir (57 de OHL), Botín (1,5 del Santander, que a su vez tiene el 88 por ciento de Banesto. Jaime Botín, el 16,3 de Bankinter), Del Pino (44,6 de Ferrovial, y presentes en Acerinox, Gamesa e Indra), Koplowitz (Alicia, el 13 por ciento de Acerinox, y Esther, el 53,9 de FCC), Benjumea (55 por ciento de Abengoa), Grifols (30 de Grifols), Lladó (31,9 de Técnicas Reunidas) o March (a través de Corporación Financiera Alba, accionistas de ACS –22 por ciento–, Acerinox –23 por ciento– e Indra –10 por ciento–) se mantienen al frente de los líderes bursátiles junto a hombres de negocios como Florentino Pérez (accionista relevante de ACS y, a través de ella, de Iberdrola y Abertis), Luis del Rivero (en Sacyr y Repsol), sus socios en Sacyr Juan Abelló, Demetrio Carceller y José Manuel Loureda, Juan Luis Arregui (Iberdrola), Amancio Ortega (Inditex) o Silvio Berlusconi (Tele 5). Entre todos controlan el 15 por ciento de un Ibex que cerró 2009 con una capitalización de 404.997 millones de euros.

Un estudio de la consultora Consejeros de Gobierno Corporativo cuenta que la presencia de las familias era del 20 por ciento en las compañías con mayor capitalización en 2006. Hoy participan en 20 de las 35 empresas del Ibex y, en la mayoría de los casos, tienen más poder del que corresponde a su participación. El caso más evidente son los Botín, dueños de sólo alrededor del 1,4 por ciento del Banco Santander, que han convertido a la entidad en la mayor sociedad anónima española, con un valor bursátil de casi 97.000 millones.

La procedencia del capital no es determinante para que las empresas practiquen los principios del buen gobierno corporativo, explican en una de las grandes consultoras con sede en Madrid. Según Javier S. Martín, profesor de Economía de la Empresa, de la Universidad de Las Palmas, “los intereses familiares pueden a veces pesar más que los objetivos corporativos generalmente aceptados de obtener la mayor riqueza para todos los accionistas”. Esa amenaza, sin embargo, añade Martín, está conjurada por el acatamiento obligado a los códigos de buen gobierno. Juan Álvarez-Vijande, director ejecutivo del Instituto de Consejeros-Administradores, afirma que “muchos estudios recogen que las empresas familiares que han pervivido diferentes generaciones tienen en común haber aplicado normas de buen gobierno por los beneficios que les reporta”.

“Aunque la presencia de las familias es muy relevante en el Ibex 35, en otros países, como Francia o Alemania, es aún mayor”, señala Laura García, experta en gobierno corporativo y profesora en la Universidad de León. Le Monde advertía hace una semana de que “el capitalismo francés está en manos de un club muy cerrado”. El diario galo hablaba de “consanguinidad” basándose en que 98 personas administran el 40 por ciento de las firmas del índice francés CAC40.

Los apellidos no han variado en exceso estos años. Lo que sí ha cambiado es la composición del Ibex y el peso de esos accionistas. La crisis ha sacado de la primera división bursátil a algunos grupos, y han llegado caras nuevas, como los Lladó, de origen aragonés. La empresa que controlan, Técnicas Reunidas, fue una de las que más crecieron en Bolsa en 2009, un 115 por ciento. Ya en 2010, otra familia ha entrado en el club: Hernández Calleja. Gestionan Ebro Puleva, que volvió al Ibex el 3 de enero para sustituir a Cintra.

  • ¡Compartelo!
  • twitter
  • delicious
  • facebook
  • compartir por mail

Comentarios recientes

No hay comentarios

Añade tus comentarios
  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Publicidad

Publicidad