Sport
Reportajes / Artículos
La Fiscalía estudia si ordena la detención de los regidores

200 policías espían a 73 alcaldes prorreferéndum

Fecha: 25/09/2017 Juan José Fernández / Luis Rendueles ico favoritos Añadir a favoritos
  • Valoración
  • Actualmente 2 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 2 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

Setenta y tres alcaldes catalanes que apoyan el referendum están siendo vigilados desde hace al menos dos semanas por 200 policías del servicio de información, las unidades especializadas en combatir el terrorismo y otros grupos antisistema. Los agentes siguen sus pasos y comprueban con quién se reúnen. Han tenido que suspender su “espionaje” a alcaldes de pueblos más pequeños porque no pasaban desapercibidos. | Sigue leyendo.

Los primeros alcaldes catalanes que apoyan el referéndum han pasado ya por los tribunales, aunque todos se han negado a declarar. Este lunes están citados varios más, como el de Sant Carles de la Rápita, la de Cunit y el de Deltebre. Si aceptaran responder a las preguntas de los fiscales, sabrían que policías del servicio de información han estado siguiendo sus pasos desde hace al menos dos semanas. Según han confirmado a interviú fuentes del dispositivo extraordinario puesto en marcha en Cataluña, los agentes, la mayoría de ellos con experiencia en lucha antiterrorista, espían a 73 alcaldes por orden de la fiscalía.

Su trabajo consiste en no perder de vista a los regidores que se han significado a favor del referéndum independentista convocado para el domingo 1 de octubre. Los agentes comprueban con quién se reúnen los alcaldes, dónde van y si podrían estar preparando locales, materiales o carteles del referéndum. Con todos esos datos, elaboran notas operativas que entregan a sus compañeros de la policía judicial (unos cien agentes más destinados en esta operación). Ellos entregan a las fiscalías correspondientes los informes sobre posibles delitos cometidos por los 73 alcaldes. Será la fiscalía la que decida, esta semana, si procede ordenar la detención de alguno de los regidores.

“Mordidos”

Pese a la experiencia de los agentes de Información, la vigilancia de algunos alcaldes separatistas ha tenido problemas. El principal, que la lista de objetivos a vigilar tuvo que ser reducida (más de 500 alcaldes se significaron públicamente a favor del referéndum). “Hubo que limitarla a los 73 de la lista porque en los pueblos pequeños a los agentes los acababan mordiendo” (descubriendo). Se tomó entonces la decisión de reducir los seguimientos solo a los alcaldes de municipios de más de 10.000 habitantes, donde esas vigilancias intensivas pueden pasar más inadvertidas. Todos estos policías tienen orden de mantenerse en esa misión hasta el 8 de octubre, una semana después del referéndum. Ese día, en principio, volverán a sus destinos habituales.

Los alcaldes del PDeCAT han anunciado que acudirán cuando les citen en los tribunales, pero no declararán. Los de la CUP, por su parte, desobedecerán y ni siquiera acudirán, por lo que son los candidatos más firmes a ser detenidos. Uno de estos regidores independentistas, Eudald Calvo, de Argentona (Barcelona), ordenó el pasado jueves a dos policías locales que vigilen el ayuntamiento día y noche y velen “por su integridad”. Calvo es precisamente uno de los regidores que está siendo seguido por policías de paisano hace semanas.

Fuera de esa lista de alcaldes vigilados secretamente está, según todas las fuentes consultadas por esta revista, la regidora de Barcelona, Ada Colau. El papel de Colau, coinciden todas las fuentes, será trascendental antes, durante y después del referéndum. “Sabemos que va a ir a votar. Y que muy posiblemente va a haber una foto de ella acudiendo a votar que nos hará daño”, asumen fuentes de los servicios de información e inteligencia españoles.

Guerra de vídeos

El gobierno ha desplegado, además de esos 300 policías dedicados a la operación alcaldes, otros 1.200 policías de la UIP y 500 guardias civiles voluntarios. La semana pasada, tras la detención de una docena de altos cargos de la Generalitat, se vivieron momentos de tensión a las puertas de algunos cuarteles y comandancias, también en la consellería de Economía, donde varios guardias estuvieron horas retenidos mientras algunos manifestantes destrozaban tres vehículos policiales.

Guardias civiles y policías han grabado vídeos para documentar lo que están viviendo y responder a la “propaganda” de los independentistas y no dejarles solos difundiendo su versión en las redes sociales. Así ocurre con algunas imágenes que ilustran este reportaje, como la concentración en la puerta del cuartel de la Guardia Civil en Manresa (Barcelona) donde se colocaron dos banderas independentistas. En la puerta del cuartel de Valls (Tarragona), varios independentistas insultaron a una joven guardia que retiraba carteles colocados en la fachada. También hubo caceroladas y gritos, algunos insultos incluidos, en la puerta del cuartel de La Seo d’Urgell (Lleida). “Hemos pedido refuerzos, estamos a la espera. Poco más que nos han dicho que abandonemos los coches y salgamos por patas (sic). Esto es una puta vergüenza”, escribió un guardia desde dentro del cuartel ante la orden de que no respondieran a las provocaciones.

Uno de los agentes de policía destinados allí refiere también momentos de tensión, caceroladas nocturnas, insultos y provocaciones –“desde los peajes de la autopista”–. Pero también añade episodios que viven en algunos bares y tiendas a los que acuden y en los que varias personas se les acercan y les susurran: “Tenemos miedo, luchad por nosotros”.  | Sigue leyendo.

  • ¡Compartelo!
  • twitter
  • delicious
  • facebook
  • compartir por mail

Comentarios recientes

No hay comentarios

Añade tus comentarios
  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Publicidad

Publicidad