Sport
Reportajes / Artículos
50.000 vecinos de la Ribera Alta (Valencia) sufren restricciones ante la presencia de pesticidas prohibidos en la red doméstica

De esta agua no beberás

Fecha: 19/04/2013 12:07 Texto y fotos: Raquel Clausí ico favoritos Añadir a favoritos
  • Valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

La Comisión Europea decidió la semana pasada investigar la contaminación del agua potable en el municipio valenciano de Alzira y la comarca de la Ribera Alta del Júcar. Desde febrero, cuando se detectaron nitratos y restos de herbicidas prohibidos desde hace más de una década, cerca de 50.000 vecinos de la zona han visto restringido el consumo de agua del grifo

Agua tóxica en Alzira, la capital administrativa de una de las comarcas más pobladas de la Comunidad Valenciana. Cerca de 50.000 habitantes de la conocida como Ribera Alta del Júcar sufren desde el mes de febrero restricciones en el consumo de agua potable de la red doméstica. Bajo las tierras fértiles y abundantes en naranjas regadas por el río Júcar y en los acuíferos y pozos que abastecen esta zona había nitratos y restos de herbicidas que superaban los límites permitidos para el consumo humano. Uno de los pesticidas que puede ser nocivo para el ser humano, la terbumetona-desetil, está prohibido por la Unión Europea desde el 2002. Los análisis detectaron cantidades de esta sustancia que oscilaban entre 0,15 y 0,19 miligramos por litro, cuando el límite legal que no debe superarse son 0,10 miligramos.

Hay muchos en la comarca que sospechan que el agua llevaba contaminada semanas antes de que el Ayuntamiento de Alzira prohibiese, el pasado 20 de febrero, el consumo de agua corriente. En la localidad próxima de Carcaixent fue en octubre cuando se dio el aviso y sus vecinos se vieron obligados a no abrir el grifo durante cinco meses. En un primer momento, los técnicos de Medioambiente y Salud de la Generalitat valenciana apuntaron a la escasez de lluvias el aumento en los níveles tóxicos en los acuíferos.

Sin embargo, la concejal de Sanidad de Alzira, Mercedes Banyeres, aseguró que era la primera vez que se registraban estos valores tan altos de nitratos y pesticidas y sostuvo que el problema estaba en el tiempo de degradación de la terbumetona-desetil, que es muy largo si no se producen lluvias.

Reportaje completo en la revista interviú y en la Edición Digital: http://pdf.interviu.es

  • ¡Compartelo!
  • twitter
  • delicious
  • facebook
  • compartir por mail

Comentarios recientes

No hay comentarios

Añade tus comentarios
  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Publicidad

Publicidad