Sport
Reportajes / Artículos
Nos colamos en El Palmar de Troya

Ginesín, el antipapa español

Fecha: 15/03/2013 10:49 Carlos Barrio/ Fotos: Alberto Paredes ico favoritos Añadir a favoritos

Ni renuncia, ni se habla con su familia, ni permite la más mínima falta entre sus acólitos. El murciano Ginés Jesús Hernández es el actual papa Gregorio XVIII de la cismática Iglesia Cristiana Palmariana de los Carmelitas de la Santa Faz, fundada por el “papa Clemente” en 1975 en El Palmar de Troya (Utrera, Sevilla). Interviú ha conseguido acceder al templo donde aún pervive lo más rancio del catolicismo tradicionalista. De la severidad del nuevo pontífice dan cuenta sus familiares, así como exfieles y exobispos palmarianos.

España ya tiene Papa y no es precisamente Francisco, el sucesor de Benedicto XVI. En realidad, para los católicos, apostólicos y romanos, Gregorio XVIII –Ginés Jesús Hernández en el siglo– es el antipapa, un exseminarista que terminó siendo excomulgado por el Vaticano pero que lleva ejerciendo como pontífice de la Iglesia Cristiana Palmariana de los Carmelitas de la Santa Faz desde el 17 de julio de 2011. Fue elegido Papa sin necesidad de cónclave. Bastó un decreto de su antecesor, Pedro II –el abogado Manuel Alonso Corral–, muerto el día anterior, que a su vez había sucedido en marzo de 2005 a Clemente Domínguez, fundador de esta cismática Iglesia sita en El Palmar de Troya. Domínguez era un vidente que se autoproclamó Papa en 1978 bajo el nombre de Gregorio XVII a la muerte de Pablo VI. También era conocido como la Voltio en los bares de ambiente sevillanos dado su anterior empleo como revisor de la empresa Sevillana de Electricidad, además de agente de seguros. Durante su papado canonizó, entre otros, a Franco, a Carrero Blanco, a Don Pelayo y a Escrivá de Balaguer, que comparte santidad con los católicos romanos.

El tercer pontífice de El Palmar de Troya ha resultado ser “el más radical de todos”, según asegura el alcalde pedáneo de esta localidad dependiente del Ayuntamiento de Utrera, el socialista Juan Carlos González: “Recuerdo que cuando éramos pequeños jugábamos en el pueblo con los fieles palmarianos. Ahora es imposible. No les deja ni hablar con los vecinos. Y apenas hacen gasto en el pueblo”. Pero quizá lo más llamativo sea que, en contra de lo que se viene diciendo desde hace años, la Iglesia Palmariana podría estar repuntando económicamente, e incluso contaría con nuevas sedes en Alemania, según informa el edil. “No hace mucho, empezaron a restaurar la cúpula de su catedral y ahora han ampliado las obras para remozar y pintar las torres”, explica González. Al alcalde le duele no tener competencias en materia de Urbanismo, que recaen en el Ayuntamiento de Utrera: “No me consta que tengan licencia de obra. Y el IBI que pagan es rústico, en un sitio donde viven unas ochenta personas, entre sacerdotes y monjas de clausura. Por lo que se ve, aún tienen mucho poder para hacer y deshacer”. En el consistorio de Utrera afirman que sí hay una licencia de obras, pero no muestran el documento que lo acredite, y se niegan a informar sobre el IBI que pagan los responsables palmarianos, “por estar acogido a la ley de protección de datos”. Ni siquiera pueden confirmar desde el ayuntamiento si la finca La Alcaparrosa, donde se asientan la basílica y la residencia de los sacerdotes y monjas palmarianos, es terreno rústico o urbano. Tampoco aparece mención alguna sobre esta finca en el PGOU de Utrera de 2006.

Reportaje completo en la revista interviú y en la Edición Digital: http://pdf.interviu.es

  • Tags:
  • Francisco
  • Gregorio XVIII
  • Papa
  • Benedicto XVI
  • Vaticano
  • ¡Compartelo!
  • twitter
  • delicious
  • facebook
  • compartir por mail

Publicidad

Publicidad

Publicidad