Sport
Reportajes / Artículos
‘Caso Invercaria’: La diseñadora cordobesa Juana Martín se enfrenta a ocho años de cárcel por prevaricación y malversación de fondos.

Juicio a Juana Martín, la reina de la moda flamenca

Fecha: 12/05/2017 Carlos Barrio ico favoritos Añadir a favoritos
  • Valoración
  • Actualmente 2 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 2 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

Sus trajes de flamenca tienen fama internacional, pero sus problemas con la justicia pueden llevar a Juana Martín de las pasarelas a  los pasillos de la cárcel. La diseñadora cordobesa se enfrenta a ocho años de prisión por prevaricación y malversación al no haber devuelto préstamos por valor de 850.000 euros recibidos de la empresa pública andaluza Invercaria. La Fiscalía también pide penas de reclusión al expresidente de la sociedad Tomás Pérez-Sauquillo y a dos técnicos de la misma . El juez ya ha solicitado una fianza de 949.749 euros a cada investigado.  | Sigue leyendo.

Juana Martín transforma el negro de color a concepto”, dice a modo de lema la página web de la diseñadora cordobesa, reconocida entre las mujeres gitanas más influyentes de España. Conceptos aparte, su futuro judicial también parece tener tintes muy oscuros. El pasado 28 de marzo, la Fiscalía Anticorrupción pedía para Juana Martín Manzano ocho años de cárcel y veinte de inhabilitación absoluta por los delitos continuados de prevaricación y malversación de caudales públicos. El motivo: no haber devuelto 850.000 euros que, en concepto de préstamos participativos, le fueron otorgados entre 2006 y 2011 por la sociedad de capital riesgo Invercaria, un caso procesal que afecta de lleno a la Junta de Andalucía y que está dividido en varias piezas. Una de ellas es la de las ayudas públicas recibidas por la diseñadora. Junto a Juana Martín, también están procesados Tomás Pérez-Sauquillo, expresidente de la mercantil, y los técnicos Cristóbal Cantos y Antonio Nieto. Para el primero, la fiscalía pide igualmente ocho años de cárcel y veinte de inhabilitación, mientras que para los otros dos, las penas solicitadas son de seis años y medio de prisión y dieciocho de inhabilitación absoluta.
a juicio
El pasado 28 de abril, el titular del Juzgado de Instrucción número 16 de Sevilla, Juan Gutiérrez Casillas, fijó la apertura de juicio oral, requiriendo a cada uno de los encausados a que paguen fianza de 949.749 euros en el plazo de un día a contar desde el 15 de mayo.
La Audiencia Provincial de Sevilla será la que juzgue la relación mercantil entre Invercaria –cuyo socio único es la agencia Idea, dependiente de la Consejería de Empleo, Empresa y Comercio de la Junta– y la diseñadora Juana Martín, que data de enero de 2006, meses después del primer desfile de la modista cordobesa en la Pasarela Cibeles de Madrid, hoy llamada Mercedes Benz Fashion Week.
Según el escrito de acusación de la fiscalía, incluido en el sumario del caso al que ha tenido acceso interviú, la primera operación consistió en un préstamo participativo de 120.000 euros, formalizado el 16 de enero de 2016 y concedido por Invercaria a Juana Martín Diseño SL, empresa que la diseñadora había constituido cinco días antes con un capital social de 3.010 euros.
El 12 de enero de 2006, justo un día después de que se creara la empresa, Cristóbal Cantos, técnico de Invercaria, elaboró una ficha informativa de la operación “en la que se recogen datos financieros de la actividad de Juana Martín Manzano, citando como fuente Axesor”, según el escrito de la fiscalía. A este respecto, el atestado realizado en 2014 por la Brigada de Blanqueo de Capitales de la Policía Judicial, señala que “la decisión de inversión fue independiente del procedimiento preceptivo (…) en realidad fue una decisión precedente a la propia constitución de la sociedad”. Cristóbal Cantos tiene presentado un recurso de apelación ante el juzgado que instruye el caso, en el que solicita el sobreseimiento de su causa al entender que los hechos que se le atribuyen, entre ellos la elaboración del citado informe, “no son constitutivos de delito. En ningún caso se le atribuye haber incluido datos incorrectos o inexactos”. La acusación popular ejercida por el PP también ha solicitado el sobreseimiento parcial de la causa para Cantos. Miguel García-Diéguez, letrado de Antonio Nieto, ha solicitado el archivo de la causa para su cliente. Tomás Pérez-Sauquillo presentó recurso de apelación al entender que “no hay concreción en los indicios”. El expresidente de Invercaria confía “en que todo se resuelva, pues no hay ninguna irregularidad”.
El 29 de junio de 2006, el consejo de administración de Invercaria acordó “aprobar el proyecto de inversión 'Juana Martín' de participación en el capital de una sociedad a constituir por importe máximo de 900.000 euros". E incluía la cesión de “una licencia en exclusiva sobre la marca de Juana Martín Manzano”.
Un mes más tarde, se formalizó otro préstamo a título personal de 50.000 euros a favor de la diseñadora mediante póliza firmada por el presidente de Invercaria, Pérez-Sauquillo. Se concedió como “anticipo de fondos” al proyecto de esa nueva sociedad. Según el atestado policial, “no existe documentación justificativa de este préstamo”. Los investigadores señalaron que realmente pudo ser concedido para que Juana Martín atendiera pagos al taller de confección de Rosario, Yayo, García, con residencia habitual en Casablanca, Marruecos. El fiscal no aceptó esta hipótesis (ver recuadro).
prÊt-À-porter
El 7 de noviembre de 2006, Pérez-Sauquillo y Juana Martín suscribieron una acuerdo de socios para participar conjuntamente en el negocio de colecciones de prêt-à-porter a desarrollar por la diseñadora cordobesa a través de una nueva sociedad que se constituyó ese mismo día: Juana Martín Andalucía SL. La modista hizo una aportación no dineraria “a título de propiedad o dominio” cediendo el uso de su marca Juana Martín Diseño, y comprometiéndose, según se lee en el escrito de la fiscalía, “a solicitar de la Oficina de Patentes el cambio de titularidad de la misma a la mayor brevedad posible”. No lo hizo. El fiscal acusa de Pérez-Sauquillo, Cantos y Nieto, miembros del consejo de administración de Juana Martín Andalucía SL, de no haber realizado “gestión alguna en reclamación de cumplimiento de lo que ha sido la única aportación a la sociedad de la encausada”. Y añade que la marca Juana Martín Diseño “ha seguido operando en el tráfico mercantil desde su constitución, con el conocimiento y el consentimiento de los encausados y en contra de las estipulaciones recogidas en el pacto de socios, usando la marca que se decía aportar a Juana Martín Andalucía, sin que conste contrato de licencia de uso”.
La fiscalía también detalla los sucesivos préstamos participativos de Invercaria de los que se benefició Juana Martín en calidad de representante de la sociedad Juana Martín Andalucía SL, entre los que destacan uno de 200.000 euros, firmado el 14 de diciembre de 2006, y otro de 150.000, del 8 de noviembre de 2007. En total “850.000 euros de los que dispuso la encausada Juana Martín Manzano para financiar su proyecto de negocio sin sujeción de hecho a requisito ni condición alguna”, añade el fiscal. Mientras, a los exdirectivos de Invercaria les acusa de haber quebrantado “las más elementales pautas de conducta en la administración de los fondos públicos de Invercaria (…) y conociendo los incumplimientos de los hitos previstos en los planes de negocio”.  | Sigue leyendo.

  • ¡Compartelo!
  • twitter
  • delicious
  • facebook
  • compartir por mail

Comentarios recientes

No hay comentarios

Añade tus comentarios
  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Publicidad

Publicidad