Sport
Reportajes / Artículos
Al norte de Cáceres se concentra el 95 por ciento de la producción de tabaco en España. Están en horas bajas pero se resisten a desaparecer

Tabaqueros españoles a contraluz

Fecha: 15/05/2017 Texto fotos: José S. Gutiérrez ico favoritos Añadir a favoritos
  • Valoración
  • Actualmente 1 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 1 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

El tabaco es la segunda fuente de ingresos para Extremadura, que solo puede subsistir con ayudas. El 95 por ciento de la producción se encuentra al norte de Cáceres. Hemos estado con ellos. | Sigue leyendo.

En la vega del río Tietar, al norte de la provincia de Cáceres, se concentra casi el total de la producción nacional de tabaco. Una nueva generación de tabaqueros lucha allí por mantener a flote una industria que alimenta a cerca de 60.000 familias en toda España. Las campañas y la legislación para proteger la salud de los ciudadanos no son la única razón para pensar que esta profesión tiene los días contados. El aumento del tabaco pirata importado, los bajos precios de compra en verde, la reducción de apoyos europeos y el actual sistema de ayudas no hacen más rentable plantar semillas. Pese a todo, ahí siguen los tabaqueros extremeños entre campos de cultivo y secaderos.

El pasado mes de marzo, la organización agraria UPA-UCE advirtió que la decisión tomada por Imperial Tobacco en España (Altadis) de rebajar sus niveles de compra de tabaco en verde para 2017 tendría un impacto muy negativo para la comunidad tabaquera. En la pasada campaña fueron 10.000 las toneladas de planta que adquirió Altadis, que este año podrían quedarse en 8.500.

Ignacio Huertas, secretario general de UPA en Extremadura, denunció que los precios “son ruinosos. Para esta campaña se sitúan en torno a los 2,25 euros por kilo para el tabaco virginia, cuando los costes de producción estarían alrededor de los 2,50 euros por kilo”.

Aunque fue en Sevilla, en el año 1636, donde se inició la producción de tabaco en nuestro país, las condiciones climáticas y, sobre todo, la calidad del agua de este rincón extremeño lo han convertido en el terreno ideal para las plantaciones. 

La reforma agraria iniciada en los años cincuenta del siglo xx, para convertir zonas de secano en regadíos, trajo la construcción de una red de acequias que hoy siguen siendo la columna vertebral de la zona, donde aún viven productores y sus familias en un paisaje moteado de casas y secaderos abandonados. Son restos de un pasado que cambió la faz y la población de esta frondosa vega.

Hasta 1989 la producción estaba controlada y gestionada por el Estado, que asignaba las hectáreas productivas, fijaba precios y adquiría toda la producción. Hoy es una actividad económica libre pero de las más reguladas por la UE, cuyas ayudas necesita para ser rentable. Paradójicamente, el tabaco es la segunda mayor fuente de ingresos de Extremadura, y su producción, de difícil mecanización, genera alrededor de diez mil empleos, ya que es intensiva en mano de obra. Para España, tercer mayor productor de la Unión Europea, es también una importante fuente recaudatoria para el Estado.  | Sigue leyendo.

  • ¡Compartelo!
  • twitter
  • delicious
  • facebook
  • compartir por mail

Comentarios recientes

No hay comentarios

Añade tus comentarios
  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Publicidad

Publicidad

Lo +

Lo más leído

Lo más valorado

Lo más comentado